Secretos de personas que nunca se enferman

Secretos de personas que nunca se enferman

Algunas personas llevan una vida sana que les ayuda a enferman poco o casi nada. Esto es debido a que llevan un tipo de vida sana que hace que sean mucho más fuertes frente a las enfermedades. Existen una serie de consejos o hábitos de vida que pueden ayudar a que esto sea así. A continuación te descubrimos los mejores hábitos para evitar enfermar y estar mucho más fuerte.

La vida sana es imprescindible para evitar caer enfermo, para llevar una vida que te ayude a evitar enfermedades lo más importante es seguir una serie de pautas o hábitos sencillos que pueden hacer que caigas enferma muchas menos veces, algunos de estos hábitos son los que a continuación te detallamos:

Existe una época del año en la que es mucho más fácil caer enfermo por enfermedades como la gripe o un resfriado fuerte. Esta época es el cambio de estación que sucede entre la despedida del otoño y la llegada del invierno. Para evitar contagiarnos durante este periodo del año lo más importante es que reforcemos nuestras defensas. Para ello, es necesario salir bien abrigado de casa independientemente de que durante el día haga calor, pues la bajada de temperatura repentina que sucede al anochecer baja nuestras defensas dejándonos más vulnerables a coger este tipo de enfermedad. Además debes consumir grandes cantidades de vitamina C que se encuentra de forma natural en los cítricos y muchas verduras. Una buena medicina preventiva es tomar un zumo de naranja por las mañanas o una deliciosa sopa de cebollapara comer.

No todas las enfermedades comunes son resfriados o gripes, otro gran peligro que puede ser nefasto para la salud son las contracturas crónicas. Para evitarlas, debes tomar posturas adecuadas al cargar peso o incluso escribir en el ordenador, pero también es muy importante acudir a un fisioterapeuta de vez en cuando que pueda descontracturar los músculos que más se resienten con nuestra actividad diaria, evitando así posibles problemas posteriores asociados a este tipo de dolencias.

Otro de los hábitos saludables que pueden ayudarte a no enfermar, es tomar una ducha fría de forma habitual. La ducha fría mejora nuestro sistema cardiovascular evitando coágulos y estimulando el flujo sanguíneo.

De esta manera ayudarás a tu cuerpo a eliminar toxinas de forma mucho más eficaz, evitando infecciones y cualquier tipo de intoxicación.

El té de jengibre es un poderoso antioxidante que ayuda a nuestro sistema inmunológico y nos prevé de enfermedades comunes. Basta con tomar una infusión durante la mañana un par de veces por semana para que tu cuerpo se vea beneficiado y adquiera una mayor fortaleza.

Los microorganismos que viven de forma habitual en muchas partes de nuestro cuerpo pueden hacer que contraigamos enfermedades. Es por esto mismo, quela higiene de manos y zonas íntimas es muy importante en la lucha contra las infecciones bacterianas. Lava tus manos siempre que vayas a comer e intenta mantener una higiene general impecable.

Aunque muchas personas no son muy proclives a creer que el estado de ánimo influye en nuestro estado de salud, lo cierto es que las personas positivas suelen enfermar mucho menos que las que suelen ver las cosas negativamente. Intenta ser positivo y ver el lado bueno de la vida, tu salud te lo agradecerá.

Independientemente del cumplimiento de estos consejos, para tener una salud de hierro es imprescindible practicar ejercicios de forma regular y tener una dieta sana. El cuerpo es algo que merece mimos y el compañero con el que tenemos que pasar toda la vida. Así que ya sabes, si quieres estar saludable mímate y sigue nuestros consejos.

Comentarios

Comentarios